5 datos que le convencerán para administrar un secuestrante de micotoxinas a sus cerdos de engorde

secuestrantes de micotoxinas, captadores de micotoxinas, aflatoxinas, deoxinivalenol, zearalenona, fumonisinas, tricotecenos, vomitoxina, t-2 toxina, ht-2 toxina

Hoy en día, el uso de secuestrantes de micotoxinas en la alimentación de cerdas reproductoras es una práctica común, ya que los efectos negativos de las micotoxinas son muy visibles, en forma de alteraciones del ciclo reproductivo y defectos en la calidad y cantidad de lechones.

En cambio, en cerdos de engorde la situación es diferente. A menos que los niveles de micotoxinas en el alimento completo sean muy altos, no hay signos claros de micotoxicosis como la hinchazón de la vulva en cerdas jóvenes, irritaciones de piel y mucosas o vómitos. A menudo, la principal consecuencia de la contaminación por micotoxinas en la alimentación de cerdos de engorde es la pérdida de productividad, que se atribuye erróneamente a otras causas, mientras que las lesiones específicas solo se manifiestan esporádicamente.

Por lo expuesto más arriba, los beneficios de usar un captador de micotoxinas de forma rutinaria en el engorde no son tan evidentes y, a menudo, los secuestrantes son considerados un costo innecesario que reduce los márgenes de ganancias de los fabricantes de alimentos.

Por este motivo, el objetivo de este blog es resumir en 5 datos el impacto de la contaminación por micotoxinas en el rendimiento de los cerdos de engorde.

secuestrantes de micotoxinas, captadores de micotoxinas, aflatoxinas, deoxinivalenol, zearalenona, fumonisinas, tricotecenos, vomitoxina, t-2 toxina, ht-2 toxina

Se estima que el 40% de la producción mundial de cereales está contaminada por una o más micotoxinas (Pittet, 1998), por lo que hay una posibilidad razonable de que el alimento utilizado en algún momento en granja esté contaminado.

Al contrario de lo que se cree, los cereales cultivados en climas fríos, como el norte de Europa, el norte de China o Canadá, no están libres de micotoxinas. Podrían contener menos aflatoxinas, que son micotoxinas típicas de climas cálidos, pero con mucha probabilidad están contaminados con deoxinivalenol (DON, vomitoxina), zearalenona y toxina T-2. Estas tres micotoxinas son altamente tóxicas para los cerdos de engorde.

También es un mito que la micotoxicosis solo ocurre durante la primavera y el verano. A menudo, las condiciones de temperatura y humedad durante el almacenamiento del grano no son óptimas y la cantidad de hongos que producen micotoxinas en las materias primas puede aumentar hasta 6 veces (Home-Grown Cereals Authority, Londres, 2000). La inclusión de estas materias primas contaminadas en el alimento causará problemas durante todo el año.

secuestrantes de micotoxinas, captadores de micotoxinas, aflatoxinas, deoxinivalenol, zearalenona, fumonisinas, tricotecenos, vomitoxina, t-2 toxina, ht-2 toxina

Los tricotecenos interfieren con varios procesos de digestión y absorción del alimento. Como consecuencia, la contaminación del alimento con 1 ppm de DON aumenta los días requeridos para alcanzar el peso de mercado en 5.2. El valor 1 ppm está justo por encima del nivel recomendado por la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria para la alimentación porcina, que es de 0.9 ppm, y por debajo de la recomendación de la FDA de EE. UU., que es de 2 ppm. Una contaminación con 5 ppm de DON aumenta los días hasta alcanzar el peso de mercado en 14.1 (House, 2003).

En 2009, los cultivos de EE. UU. se vieron gravemente afectados por la contaminación con DON. Paciencia, 2011, en un artículo, demostró que la contaminación por DON durante esta crisis redujo el beneficio económico por cerdo en 20.68 USD.

secuestrantes de micotoxinas, captadores de micotoxinas, aflatoxinas, deoxinivalenol, zearalenona, fumonisinas, tricotecenos, vomitoxina, t-2 toxina, ht-2 toxina

Varios autores (Grosjean, 2004; Smith et al, 2005; Pinton et al, 2005; Guillou et al, 2007) han investigado la reducción de la ingesta de alimento en cerdos que reciben alimentos contaminados con DON:

  • Si la contaminación es media (DON 1 ppm-3 ppm), no hay un rechazo inmediato del alimento, pero los niveles de consumo disminuyen gradualmente durante 2 o 3 semanas hasta un 10-20% inferior al estándar. Después de 8 a 10 semanas consumiendo dietas contaminadas, los animales empiezan a compensar y pueden volver a su consumo de alimento casi normal.
  • En caso de contaminación por DON encima de 4 ppm, hay una reducción inmediata de la ingesta de alimento en un 25 – 30%.
  • Por encima de 10 ppm de DON, hay un rechazo total de la alimentación.

La contaminación por micotoxinas no afecta la cantidad de visitas al comedero por día, pero reduce la cantidad de alimento consumido y la duración de la visita.

secuestrantes de micotoxinas, captadores de micotoxinas, aflatoxinas, deoxinivalenol, zearalenona, fumonisinas, tricotecenos, vomitoxina, t-2 toxina, ht-2 toxina

La mayoría de las micotoxinas, independientemente de su estructura química o su mecanismo de acción, tienen efectos negativos sobre el aumento de peso y el índice de conversión.

Al reducir el consumo de alimento y la absorción de nutrientes, además de tener efectos tóxicos sobre el sistema inmune o sobre órganos específicos como el riñón o el hígado, el crecimiento de los animales se retrasa.

Hay muchos artículos y experiencias de campo sobre el impacto de las micotoxinas sobre el crecimiento (Friend et al, 1986; Jeresiunas et al, 2000; Cheng et al, 2006; Battacone et al, 2007; Patience, 2011; entre muchos otros). Dependiendo del tipo de micotoxinas y el nivel de contaminación, dichos artículos reportan un crecimiento entre un 5 y un 20% menor, con un promedio de reducción de 11.9%. El índice de conversión alimenticia también se ve afectado, siendo un 3% peor de promedio.

secuestrantes de micotoxinas, captadores de micotoxinas, aflatoxinas, deoxinivalenol, zearalenona, fumonisinas, tricotecenos, vomitoxina, t-2 toxina, ht-2 toxina

Micotoxinas como las aflatoxinas, la ocratoxina, la patulina o las fumonisinas afectan el sistema inmune.

Recientemente, las fumonisinas están en el centro de atención porque predisponen a los cerdos a la infecciones:

  • Oswald et al, 2003, demostraron que a 5 ppm de fumonisina B1 (el nivel de seguridad recomendado por la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria para la alimentación de cerdos es de 5 ppm; la FDA de EE. UU recomienda 10 ppm) el riesgo de infección digestiva por E. coli se duplica.
  • Bouhet y Oswald, 2005, encontraron que en los animales expuestos a la fumonisina, fue más fácil para E. coli procedente del aparato digestivo cruzar la barrera digestiva y llegar a órganos internos como los pulmones, el bazo, el hígado y los riñones.
  • Halloy et al., 2005 demostraron que la fumonisina predispone a los animales a la infección pulmonar por Pasteurella multocida.

CONCLUSIONES

Si bien hay micotoxinas que producen lesiones fáciles de identificar, como la zearalenona o la ocratoxina, en la mayoría de los casos el efecto principal de la contaminación es una pérdida de productividad. No siempre es fácil asociar este deterioro de los parámetros productivos con la contaminación por micotoxinas.

Para complicar aún más la situación, a menudo en el laboratorio se detectan micotoxinas a un nivel más bajo que las recomendaciones oficiales pero, debido a los efectos de sinergia entre ellas, en la granja vemos micotoxicosis o pérdidas de productividad.

Parece obvio que la única forma de evitar los efectos negativos de las micotoxinas y de desplegar todo el potencial productivo del engorde es la inclusión rutinaria en la alimentación de captadores de micotoxinas altamente efectivos, como PlusBind® y PlusBind Bio®.

¿QUE PODEMOS HACER POR USTED?

  • Nuestro equipo técnico puede ayudarle a poner en marcha un programa HACCP para evitar que los insumos contaminados ingresen en su sistema de producción de alimentos.
  • Nuestros expertos de laboratorio pueden ayudarle a analizar el contenido de micotoxinas de los insumos e interpretar los resultados.
  • Tenemos excelentes secuestrantes de micotoxinas, de efectividad comprobada en muchas granjas de porcino.
secuestrantes de micotoxinas, captadores de micotoxinas, aflatoxinas, deoxinivalenol, zearalenona, fumonisinas, tricotecenos, vomitoxina, t-2 toxina, ht-2 toxina

PRODUCTOS DE ELECCIÓN

PlusBind© es una mezcla de silicatos cuidadosamente seleccionados destinado a la prevención de enfermedades y pérdidas de productividad relacionadas con la presencia de todo tipo de micotoxinas. Está indicado en aves de corral, cerdos, acuicultura y rumiantes.

Los silicatos presentes en PlusBind© tienen una estructura molecular altamente expansible en medio acuoso. Esta característica confiere al producto una elevada superficie disponible para la adsorción de micotoxinas y por lo tanto permite una alta efectividad una dosis más baja (0.5-1 kg por tonelada de alimento).

Para más información sobre este tema o sobre cualquiera de nuestros productos, no dude en ponerse en contacto con nosotros través del mail info@plusvet.eu

Somos expertos en la salud digestiva de aves y ganado

Copyright© 2019 PlusVet Animal Health

Safe Creative #2007170344376

Ciertas declaraciones nutricionales y de propiedades saludables de nuestros productos pueden no ser aplicables en su país.

Posted in: Micotoxinas, Porcino

Leave a Comment (0) ↓